Algunos

Algunos de los mejores momentos de la vida son esos que no se los puedes contar a nadie.